Inicio » Notas ThinkEPI 2007 » Breve aproximación a los blogs para unidades de información

Breve aproximación a los blogs para unidades de información

De todos es sabido que el fenómeno blog ha crecido como la espuma, particularmente en estos dos últimos años, y el número de ellos se cuenta por millones (27,9 según los datos de hoy de Technorati). Habitualmente asociados a diarios personales en línea y blanco de los ataques de los medios de comunicación tradicionales, que no los ven con buenos ojos por considerarlos una fuente de competencia, hasta ahora ha pasado casi inadvertida para el gran público la vertiente “comercial” e institucional de los mismos. Un blog no sólo es un excelente medio de comunicación con el usuario sino que además permite la bidireccionalidad de esa comunicación. Es decir, ya no estamos ante un altavoz con el que lanzar nuestras proclamas: ahora conversamos.

Para las unidades de información, ya se llamen bibliotecas, centros de documentación o de otro modo, un blog puede ser una excelente herramienta de difusión y recolección de información. Y no sólo para anunciar horarios extraordinarios de apertura o la próxima hora del cuento, que también, sino incluso para ampliar los servicios del centro. Pensando en una biblioteca pública, por ejemplo, se podría ampliar la actividad del club de lectura para que el debate trascienda más allá del espacio físico y temporal de las reuniones programadas. ¿Por qué no seguir hablando del libro en la Red? ¿Por qué no aprovechar las ventajas de la comunicación asíncrona para que el propio autor participe en la conversación? ¿Y qué me decís de integrar formatos audiovisuales al blog?

[Leer más...] Breve aproximación a los blogs para unidades de información

Cómo citar este artículo:
Leiva-Aguilera, Javier. “Breve aproximación a los blogs para unidades de información“. Anuario ThinkEPI, 2007, v. 1, pp. 166-168.

1 respuesta a Breve aproximación a los blogs para unidades de información

  1. BIBLIOGSFERA O LAS OTRAS BITÁCORAS ESPAÑOLAS EN BIBLIOTECONOMÍA Y DOCUMENTACIÓN
    Por Mariela Ferrada Cubillos

    Yo sé que nunca podremos ponernos de acuerdo, pero me parecía interesante publicar este estudio en la Red para comprobar las reacciones que provocaba dentro de la blogosfera (Marcos Ros, 29 de Noviembre de 2005. El Documentalista Enredado)

    Estimados colegas,

    ¿Conversemos sobre la bibliogsfera? (en voz bajita para no hacer ruido…)

    Nota del autor: Sí, Javier, esta vez no te llevaré la contra, te complementaré o algo así, para comenzar a ser más dialogante y menos beligerante.

    Situémonos por un momento en la blogosfera, (un esfuerzo por favor…) un espacio o ecosistema social dinámico de la Internet, en donde se establecen comunidades de sitios web emparentados, temáticamente o por perfiles de interés, estos sitios web, nombrados generalmente como blog, weblog, también conocidos como bitácoras en español, y más recientemente como bloc en catalán*, la que constituyen la blogósfera. En ella se reúne la comunidad de bloggers o weblogger, personas o colectivos de ellas, que redactan o leen bitácoras o weblogs, y que son quienes comparten información y opiniones, en conversaciones textuales o no, cronológicamente emitidas, en las llamadas Bitácoras.

    Ya sabemos por que esta de “moda”, que las bitácoras o weblogs, constituyen hoy un sistema que presenta muchas ventajas al momento de editar contenidos web, dada su flexibilidad en la publicación casi instantáneamente de contenidos textuales o de imágenes, democratizando así la producción e interacción de información actual, contextualizada. (Si sí, pero ¿Qué más?).

    (Un poco de memoria colectiva no está mal …) En la blogosfera hispana en Biblioteconomía y Documentación (en adelante ByD), surgirán las primeras bitácoras a partir del año 2001; Trucos del Google, Serrano, J., Arbildi, I., 8 de enero 2001, Métodos de busca, Fornás, del 2 de noviembre 2001, L&B: blog de Libros & Bitios., Millán, 25 de diciembre 2001, eCuaderno, José Luis Orihuela, 8 enero 2002, El bibliotecario desordenado, 17 febrero 2003, Catorze Leiva. Pero sólo a partir del 2002 hacen su aparición los Weblogs en la literatura académica hispana en ByD, Orihuela, (2003), Merlo, (2003), Lledó (2003), Andreu (2004).

    La “Biblogsfera”

    Las bitácoras españolas en ByD ya se han establecido firmemente como un medio privilegiado de comunicación, para el establecimiento de contactos informativos con objetivos profesionales, y por que no para la construcción de un conocimiento compartido en red.

    Un ejemplo de lo expuesto es el surgimiento de la agrupación Biblogsfera, el 1 de agosto del 2005, formado por gente que escribe en blogs que tratan temas afines a la biblioteconomía y documentación. Actualmente (febrero 2006) tiene 52 miembros registrados.

    En España, en las bitácoras de ByD, se ha buscado dar un lugar en la naciente terminología de la profesión, siguiendo los pasos de los colegas del mundo anglosajón. Por este motivo en agosto del 2005 el término Biblosgfera se postuló a fin de incorporarse a la Wikipedia. La propuesta fue auspiciada por Bárbol (blogger de la bitácora Véase además, el 4 de agosto del 2005, pero fue rechazada.

    Catuxa, “biblioblogger” de Deakialli, registra en su bitácora la definición: La biblogsfera es la comunidad de blogs interconectados cuya temática versa total o parcialmente sobre Biblioteconomía y Documentación Deakialli, 26 de agosto del 2005.

    Es posible que las nuevas formas terminológicas puedan asentarse mediante la divulgación y el uso en trabajos, en ambientes académicos, de investigación, y a través de las propias bitácoras, o en foros relacionados con la profesión como IWETEL, lo que permita así llegar a un consenso de uso al menos. Se apuesta sin embargo, y así lo indican las recientes publicaciones académicas, (Ferrada, 2005, Andreu Felipe, Isabel, Brugarolas Ros, Carmen María, 2005, López Carreño 2005, Franganillo 2005, Leiva, 2006) que en el mediano plazo conoceremos nuevos estudios y/o publicaciones, así como encuentros y seminarios especializados, que manifestarán el interés para la comunidad de investigadores en el área de ByD, así como el interés de los propios bibliobloggers (redactores de biblioblogs), permitiéndonos llegar a un mejor conocimiento de las posibilidades y repercusiones de este medio, las bitácoras o weblogs, en ámbitos tanto públicos como privados, relacionados con nuestro quehacer profesional.

    Hasta aquí entonces, gracias y saludos a los biblioblogers que estén en IWETEL y mas saludos a los que se animen.